Unas amenazas muy creíbles

Pablo iglesias | aec
|

Tal y como están de candentes las elecciones madrileñas que, gracias a Dios, mañana serán historia, el Ministerio del Interior ha decidido poner escoltas personales a todos los candidatos. Los incidentes, las pedradas y las cartas con balas parece que han hecho saltar las alarmas del departamento que dirige Grande-Marlaska. Sin embargo, dentro del posible peligro, hay un político que se lleva la palma. Se trata de Pablo Iglesias. Parece que las amenazas sobre él son más serias. Tanto que Interior tiene previsto mantenerle la escolta al menos dos años y aunque deje la política. 

Unas amenazas muy creíbles