Sanidade realizará cribados a los viajeros que lleguen a Alvedro

El conselleiro de Sanidad, Julio García Comesaña, en rueda de prensa | JAVIER ALBORÉS
|

Arteixo continuará en el nivel máximo de restricciones para contener el avance del Covid-19. Por su parte, Miño pasa a nivel medio, con lo que se levantará el cierre perimetral del municipio, el único que, con el arteixán, permanecía cerrado en el área metropolitana de A Coruña.


Así lo anunció el conselleiro de Sanidade, Julio García Comesaña, en una comparecencia desde A Coruña, después de reunirse con los responsables sanitarios de este área, la que "más preocupa" en este momento, y ultimar la organización tanto del cribado masivo que comenzó esta mañana en la explanada del Palacio de los Deportes de Riazor como de la vacunación de más de 3.000 ciudadanos de entre 50 y 55 años previsto para mañana en ExpoCoruña.


El conselleiro también anunció que el Servizo Galego de Saúde (Sergas) prepara un dispositivo para iniciar cribados a los viajeros que lleguen al aeropuerto de A Coruña, cuyo protocolo ultima en estos momentos con Aena. Además, tiene intención de extenderlo a aquellas personas que lo hagan a la estación de tren, y así lo acordaron con la Delegación del Gobierno en Galicia.


Esta actuación se hará inicialmente en Alvedro, aunque no se descartar extender la medida a los tres aeropuertos de Galicia.


La idea de iniciar esta experiencia en la ciudad responde a la incidencia que registra esta área sanitaria, más alta que en el resto de la comunidad y con un descenso más ralentizado en comparación con otras zonas de Galicia.

Sanidade realizará cribados a los viajeros que lleguen a Alvedro