La logopedia, un trabajo esencial que cobra visibilidad por el Covid

La logopeda de Adaceco María Penas en la sede de la entidad
|

Como cada 6 de marzo se celebra el Día de la Logopedia, un campo que ha ganado cierto protagonismo durante la pandemia debido a las secuelas que padecen algunos pacientes.


“No do Covid si que se lle está dando moita visbilidade, porque se está vendo que hai unhas secuelas en pacientes”, explica la logopeda de la Asociación de Daño Cerebral de A Coruña (Adaceco) María Penas, que detalla que alguna de estas personas pueden tener “dificultades á hora de tragar e tamén pode haber dificultades na respiración ou na voz”. En su labor en la entidad no suele tratar este tipo de casos, pero destaca que “si que se lle está dando maior visibilidade” a su trabajo.


En Adaceco, sobre todo, trabajan con “alteracións da linguaxe, alteracións da fala e alteracións na deglución”, indica Penas. La afasia, alteración del lenguaje, es una de las más comunes en sus sesiones, pero los problemas en la deglución o en la respiración también son frecuentes.


Según el tipo de alteración y el paciente, las sesiones en las que trabaja Penas en Adaceco suelen variar, pero explica que “unha sesión normal de afasia, de alteración da linguaxe, trabállase nas áreas que están afectadas”, así si está afectada la comprensión, se ofrecen ejercicios especializados en esa área, mientras que si está afectada “a denominación de obxectos ou a realización de frases, pois traballamos con actividades para mellorar eses aspectos; e tamén en lectura e en escritura”. De hecho, Adaceco cuenta con un taller de lectoescritura, “que leva moitos anos funcionando moi ben”, explica Penas .


La respiración, la postura, la musculatura mandibular, el estado de la lengua e incluso la voz son algunos de los aspectos tratados en las alteraciones del habla. “Facemos unha valoración inicial, logo facemos un diagnóstico e poñemos uns obxectivos co paciente e coa familia para logo traballar e, dependendo do caso, traballamos cuns exercicios ou outros”, detalla la logopeda, que añade que sus sesiones suelen durar unos 40 minutos.


Impacto

La influencia de la pandemia ha afectado a muchas atenciones: “En Adaceco, fomos adaptándonos sobre a marcha, cando foi o confinamento intentamos facer as sesións telemáticamente, nos casos nos que fose posible”.


El resultado fue “un bo descubrimento que salvou as terapias en moitos pacientes”, relata Penas y añade que algunos todavía siguen solicitando esta atención telemática.

La logopedia, un trabajo esencial que cobra visibilidad por el Covid