El Congreso quiere que los fotógrafos no puedan trabajar en los pasillos

|

ANDAN sus señorías muy preocupadas por eso de la imagen, sobre todo cuando esta es comprometedora. Por ello, están en prohibir que los fotógrafos puedan realizar instantáneas en los pasillos del Hemiciclo. Se supone que de este modo evitarán situaciones embarazosas, aunque, en realidad, la mayoría de los escándalos gráficos surgen o están promovidos por otros diputados que teléfono en ristre hacen de las suyas o por las imágenes que se toman en los plenos, donde abundan bostezos, conatos de siesta y hasta partidas de videojuego. En fin. Ellos sabrán.

 

El Congreso quiere que los fotógrafos no puedan trabajar en los pasillos