La moda de romper los carnés

|

en Cataluña, la última moda consiste en coger el carné del partido en el que uno milita y romperlo de la manera más pública y patente. Esta especie de fiebre rachadora la inició Carles Puigdemont, que quiso demostrar que del PDeCAT ya no queda nada y que su nueva formación es mucho mejor. Detrás de él fueron diputados, presos (de esos que se autodefinen como políticos, por supuesto), altos cargos de la Administración y hasta algún seguidor falto de muchas luces que se equivocó e hizo añicos el carné del gimnasio. Y ahora, esta extraña moda se ha trasladado también al Partido Socialista de Cataluña, donde un diputado ha hecho lo propio. La motivación para el acto la ha encontrado en la “deriva” en la que ha entrado la formación de la rosa en Cataluña. Eso sí, por el momento no ha dicho nada de renunciar a su acta de diputado y con ello a su sueldo. De momento, parece que llega con lo del carné.

La moda de romper los carnés