La victoria que pasa desapercibida

|

No va a tener ocasión de celebrarlo como se merece, pero el Gobierno ha ganado una batalla en el asunto del pin parental. El Tribunal Superior de Justicia de Murcia ha ordenado suspender cautelarmente su aplicación mientras dure el proceso judicial y, visto el panorama que se nos avecina, puede que el caso tarde bastante tiempo en resolverse. Claro que con los niños sin clase tampoco era precisamente una prioridad saber que los padres no tienen derecho de veto de las charlas y actividades complementarias. Aunque podemos sospechar que el Ejecutivo no va a dejar que eso les impida apuntarse un tanto.

La victoria que pasa desapercibida