UN GRAN NÚMERO DE DESAHUCIOS

|

El PP y el PSOE parecen dispuestos de una vez a acabar con el problema social que provocan los desahucios. Una cuestión que no es menor si se tiene en cuenta que durante el año pasado los juzgados ejecutaron 348 desalojos forzosos solo en la ciudad y su comarca. Es decir, prácticamente cada día, una familia se quedaba sin su hogar y se veía en la calle y, en la mayoría de los casos, sin una solución razonable a su problema, acrecentado por una deuda con el banco que, pese a perder su casa, no quedaba saldada. Es evidente que estamos inmersos en una crisis, pero la solución a esta crisis no pasa por echar a la calle a quien no puede afrontar el pago de una hipoteca o de un mes de alquiler. Habrá que articular medidas que permitan compaginar las necesidades de acreedores y deudores.

UN GRAN NÚMERO DE DESAHUCIOS