ALICIA DORADO ROMERO, TODO SENTIMIENTO DE BENEFICENCIA

|

El Club de Leones de Sada continúa incrementando sus ayudas a todos los necesitados de la municipalidad, desde sus instalaciones del Centro solidario, en el cual un grupo de personas, con admirable y desinteresada entrega, atienden cada martes y jueves, en horario de tarde, a  las numerosas personas que acuden allí a recoger bolsas de alimentos variados, con el objeto de paliar sus necesidades familiares.
Entre las admiradas compañeras que se entregan a dichas tareas, venimos observando en una de ellas un especial sentimiento de beneficencia, y un amor sin límites hacia las personas sin recursos, y de una manera muy especial hacia los niños.
Ella es Alicia Dorado Romero,  que en la foto aparece con otra compañera en sus tareas benéficas, Mercedes Raíces, en día que recibió la insignia del Club.
El sentir de Alicia, y su opinión por todo lo que nos rodea en la actualidad, nos lo dejó patente en el comentario que trascribimos: “Sada es grandiosa, toda nuestra comarca es magnífica, y tenemos futuro, un gran futuro. La prueba está aquí, algo importante está pasando, la gente se pone en marcha, nosotros, el Club de Leones, empezamos la cadena y  muchos  ya forman parte de ella.
Por favor, pido que nadie se baje de este autobús que nos lleva a hacia un mejor futuro. He de señalar que nuestro club es apolítico, a confesional y sin ánimo de lucro, como una gran declaración de principios de la que nos sentimos orgullosos, y por eso formamos parte de esos ciudadanos,  cualquiera.
Desde el Club Bóxing, que dona leche y cereales, o el del Quad que nos trae castañas para los niños, pasando por la gente que pone algún alimento en los carros instalados en los supermercados, o alguna moneda en las peceras, todo es una admirable entrega en favor del necesitado.
He de dejar claro que varias personas nos han dicho que nos habían donado varias cosas, en la Operación que montó una gran superficie de Sada. No señores, eso se va todo a Madrid, y después ellos verán. Nosotros sólo aquí, y para aquí, ojalá no tuviéramos que quebrarnos tanto la cabeza. Eso no forma parte de la cadena que nosotros empezamos, y que ahora es de todos. Por favor, no os olvidéis de los que están aquí, y gracias en general a todos”. 

ALICIA DORADO ROMERO, TODO SENTIMIENTO DE BENEFICENCIA