Lema se supera en su plan para hundir los mercados

|

La hoja de servicios de Alberto Lema refleja méritos de tres tipos: universitarios, una licenciatura en Filología Inglesa; profesionales, ser escritor –su obra cumbre se titula “Unha puta percorre Europa”– y trabajar en la Real Academia Galega, actualizando la página web, y políticos, militar en Anova y haber sido candidato al Ayuntamiento de Vigo en las elecciones municipales del año 2011. Evidentemente son valores más que suficientes para que la lógica de la Marea, nasía pa’ganá, haya puesto en sus manos la Concejalía de Empleo y Economía Social, que incluye en esos asuntos todos los relacionados con los mercados de abastos. ¡Y cómo están los vendedores! ¡Botan fume! Las plazas languidecen camino de un estado vegetativo y él no toma ni una sola medida para reanimarlas. Al revés, rechaza las propuestas de los profesionales después de haber paralizado los proyectos que había dejado muy encaminados el Gobierno anterior. La consecuencia de semejante desastre no podía ser otra que la que es: la continua pérdida de clientes. Él como si nada. Como para que los placeros no estén indignados.

Lema se supera en su plan para hundir los mercados