El papel que debe jugar Alvedro en el turismo coruñés

|

CUANDO el Ayuntamiento de A Coruña hizo la presentación oficial de su Plan Estratégico de Turismo (PET, para los amigos), hizo mucho hincapié en que si bien es una ventaja contar con un aeropuerto como Alvedro, lo importante es que en el mismo hubiera enlaces con otros aeródromos que permitieran volar a cualquier parte del mundo y no que el propio aeropuerto contara con gran número de destinos. Curiosamente, ahora que se conoce el PET polo miudo, resulta que el documento viene a decir casi lo contrario, ya que, para los expertos, la falta de conexiones aéreas directas limita el potencial de la ciudad, por ejemplo, para atraer congresos. La política de Maria Pita con Alvedro fue la de cargarse las subvenciones a las compañías y mantener las ayudas para que salga algún que otro reportaje en las revistas que reparten a bordo, con recomendaciones de locales, cuando menos atípicos. La cuestión es que parece que los mareantes, también en este asunto, no saben el terreno que pisan e intentan justificar sus decisiones arbitrarias cuando, en realidad, los expertos piensan todo lo contrario. FOTO: Presentación del Plan Estratégico de turismo  | aec

El papel que debe jugar Alvedro en el turismo coruñés