La cocina natural llega a los fogones del CIS

|

José Félix Tezanos anda ya por los 72 años, de los cuales 71 ha debido pasarlos en la política. Militante del PSOE desde antes de que muriese Franco –al menos, según su biografía oficial–, siempre ha estado en los miolos de la chupandanga, lo que le ha reportado el premio de la presidencia del Centro de Investigaciones Sociológicas que ahora ocupa. Pero bien podría ser el decano del Colegio Oficial de Cocineros, Chefs y Gastrónomos de España. ¡Cómo se le fue la mano con los condimentos en el último barómetro! ¡Eso sí que es cocina! Si Ferrán Adriá entró en la historia por su deconstrucción de la tortilla de patatas, Tezanos lo hará por la de las variables sociológicas. Él lo explica con naturalidad: “No pretendemos acertar. No somos adivinos”. Si Pedro “La sonrisa” Sánchez hubiese colocado al frente del CIS a Aramís Fuster, la bruja Lola o a Adelina, la meiga gallega que purificaba el espíritu a Pujolone, el efecto habría sido el mismo y podría presumir todavía más de feminismo. Aún lo van a acusar de machista.

La cocina natural llega a los fogones del CIS