Le llamaban Trinidad

|

EL bloqueiro Paco Jorquera –pronúnciese Llorquera si se utiliza el decir de los telediarios espanhois–y la comunista Yolanda “la Yoli” Díaz profetizaron en su día –semanas antes de las últimas elecciones autonómicas– el advenimiento de la Santísima Dualidad: “La lista de unidad serán dos” y acertaron en su vaticinio. El Beneguai concurrió a los comicios por un lado y En Marea, originariamente un espacio multicultural hispano-galaico y ahora sabe Dios qué, lo hizo por otro. Y la cosa sigue así, o peor aún, porque a un grupo de mareantes les ha dado por lo canónico y están preparando la llegada de la Santísima Trinidad. Los críticos llevan una temporada haciendo acopio de forquiñas y afilando fouciños para presentarse en plan belicoso en el próximo cumio, que debería celebrarse este mes, pero que se ha retrasado para no coincidir con las elecciones catalanas, para presentar batalla contra el exjuez y virtuoso de la gaita y la zanfoña Luís Villares. Si salen derrotados en la liorta, enarbolarán el catecismo y... como la peli, “Le llamaban Trinidad”. Amén.

Le llamaban Trinidad