PICARESCA A LA SOMBRA DE LA CRISIS

|

Si para algo ha servido la crisis es para demostrar que, por encima de todo, España es un país solidario donde los haya. Las ONG, auténtico sustento para esas familias a las que el Estado ha desahuciado, saben que cada vez que organizan una campaña ahí están los ciudadanos para responder a sus demandas. Sin embargo, a la sombra de estas entidades han crecido unos cuantos desalmados, capaces de buscar el enriquecimiento propio aprovechándose de los problemas ajenos. Así, son muchos los casos de empresas que solicitan ropa con supuestos fines sociales, pero las prendas acaban en mercadillos. Hay que fiarse solo de entidades de reconocido prestigio para evitar la picaresca.

PICARESCA A LA SOMBRA DE LA CRISIS