Lo último en escraches llega desde Mallorca

|


CADA día cobra más fuerza la idea de que Íñigo “El niño de San Ildefonso” Errejón es del PSOE, pero que él aún no lo sabe. Pablo “Viva la Gente” Iglesias, que lo sabe todo –y si algo se escapa a su conocimiento, lo inventa–, intenta que su pseudonúmero dos se entere cuanto antes y no regatea ningún esfuerzo en su labor pedagógica. Hasta le ha montado un escrache; sí, un escrache. Era la estrella invitada a un mitin podemita en Mallorca y los ultras pablistas lo recibieron al grito de “¡Fuera, fuera!” y le impidieron predicar durante un buen rato. Qué lejos quedan los tiempos en los que ámbolos dous y Rita Maestre, la mujer que confunde desnudarse ante Dios con irrumpir en una capilla mostrandando los pechos, dirigían a los coros de escrachadores y era la casta la que sufría el acoso. Aprovechando que buscan como locos un secretario general y no lo encuentran, los socialistas podían aprovechar para ofrece el puesto a Errejón.

Lo último en escraches llega desde Mallorca