PICASSO SERÁ POR FIN CORUÑÉS

|

El Ayuntamiento ha cogido la bandera de Picasso y parece que no está dispuesto a soltarla sin que el pintor sirva, cuando menos, para situar a la ciudad en el panorama mundial. La estancia del genio en A Coruña se produjo en el momento en el que el niño se convirtió en artista y con solo trece años realizó su primera exposición en una sala que estaba ubicada en la calle Real. De ese acontecimiento se cumplirán 120 años en 2015 y desde María Pita se prepara una serie de actos de gran relevancia. Sin embargo, tal vez el apoyo más importante a esta iniciativa ha llegado perdido en medio de las grandes cifras de los Presupuestos Generales del Estado, que han declarado la celebración de interés público. Esto permite que quienes hagan aportaciones puedan obtener una serie de beneficios, entre ellos fiscales, que auguran un éxito seguro a la programación.

PICASSO SERÁ POR FIN CORUÑÉS