El reconocimiento rupestre al cerdo

|

la pintura rupestre más antigua del mundo, de las confirmadas hasta el momento, tiene 45.000 años y representa un cerdo verrugoso. O sea, que está claro que desde el principio de los tiempos al ser humano le gustaba el jamón. Sí, también querían dejar constancia de sus logros como cazadores y todo tenía un componente místico, pero de entre lo que podían haber elegido para pintar se quedaron con un cerdo. Normal. Pocos reconocimientos les hacemos a los cochinos con las alegrías que nos dan. Y eso que aquí la veneración por la cachola, el lacón, las manitas, el jamón y hasta el unto se nos da bastante bien. Dentro de otros 45.000 años igual alguien encuentra nuestras fotos en cocidos y laconadas. Si es que la historia es cíclica, ya se sabe.

El reconocimiento rupestre al cerdo