La peor coartada del mundo

|

SER alcalde no significa ser inteligente. A la vista está. O se es inteligente o no se es y el regidor del Ayuntamiento leonés de Puebla de Lillo, Pedro Vicente Sánchez, si es inteligente, lo disimula muy bien. Imputado en la operación “Púnica”, acudió a declarar a la Audiencia Nacional y cuando el juez Eloy Velasco le preguntó por los documentos de pago de supuestos trabajos online que había firmado, respondió que lo había hecho porque carece de conocimientos de informática... Mal lo tiene ahora que se avecina el voto electrónico.

La peor coartada del mundo