La escuela del diferido

|

MARÍA Dolores de Cospedal, que reparte su tiempo entre la secretaría general del PP, el Ministerio de Defensa y ser la imagen de una peluquería de Honduras –de algo tiene que valer haber sido en la juventud Miss Feria de Albacete–, creó escuela. España entera se tomó a broma lo de la indemnización en diferido a Bárcenas –a quien Rajoy dedicó aquel entrañable SMS: “Luis, sé fuerte”–, el nuevo concepto del derecho laboral creado por ella misma con el pretendía justificar el prorrateo del finiquito pagado al extesorero del PP durante, pero en su partido se lo tomaron muy en serio. Tanto que el ministro de Fomento, Íñigo de la Senra, ha anunciado que la subida del peaje de la AP-9 será también diferido, ya que una parte del incremento no se aplicará hasta dentro de unos meses. El aumento será casi del 4%, pero Audasa tendrá que limitarse el 1 de enero a realizar una actualización del 1,9%. Menudo consuelo do carallo eso del diferido y lo peor es que aún creerán que los usuarios de la autopista van a botar foguetes. 

La escuela del diferido