DESAFORTUNADAS DECLARACIONES

|

Sin duda son muy desafortunadas las declaraciones realizadas por la presidenta del Círculo de Empresarios. Se nota que no está sin trabajo ni vive situaciones de auténtica exclusión social, tendría que hablar con las miles de familias, de nuestro país, que no pueden pagar la luz, poner la calefacción, comer una vez al día (muchas veces la misma: pasta y más pasta) y apenas llegan a fin de mes, pero son personas como ella. Ahí vemos lo injusto que es la vida, en ocasiones.
No se puede largar, sin ruborizarse, que “nadie acepta un trabajo si tienen por delante dos años de prestaciones”. ¿De quién es la culpa?, ¿qué medidas adopta la administración para que el INEM sea algo más que una agencia de mero trámite para el cobro de prestaciones?, ¿Qué pasa con las políticas activas de empleo?. No es culpa del trabajador que esté en situación de desempleo, cuando la administración no es capaz de garantizarle un trabajo digno, como establece la propia Constitución española.
Que vergüenza atreverse a decir que “las empresas paga a los ninis aunque no valgan para nada”, por favor. Eso no lo cree nadie, ¿qué empresa retribuye a un trabajador que no cumple con sus obligaciones laborales?; nadie les obliga a contratarlos, son empresas privadas y el autónomo o los socios son los que mandan en la empresa. ¿No será que los contratan para percibir las subvenciones públicas y bonificaciones correspondientes?, puede ser eso, seguro que si.

DESAFORTUNADAS DECLARACIONES