Otro portero que resulta que no lo es

|

DÍAZ Miguel, leyenda del baloncesto español, permaneció tantos años como seleccionador nacional que acabó perdiendo la cabeza. Él mismo lo demostraba con sus disparates, pues convocaba al pívot que daba más asistencias y al base que cogía más rebotes. El Deportivo ha escogido para la portería a Ortolá, un guardameta del que aseguran que su mayor virtud es el juego con los pies. ¡Vaya!, ¿un portero no está para parar? ¿Alguien se imagina a un delantero centro cuya mejor condición sea detener penaltis? Pues eso. Rubén, vuelve, porfa. ¡Qué manía de fichar porteros que juegan de otra cosa! FOTO: cillesen y ortolá | aec

Otro portero que resulta que no lo es