El primer mes del año la provincia registró un 29% más decesos que en enero de 2020

El último deceso mediático tuvo lugar en Oza-Cesuras | Quintana
|

La provincia de A Coruña registró durante las primeras cuatro semanas del año en curso un 29% más de muertes de las que se contabilizaban en el mismo periodo del pasado 2020.


Fueron, según las estimaciones del Instituto Nacional de Estadística (INE), 1.394 los decesos que tuvieron lugar en estas primeras cuatro semanas, frente a las 1.079 del pasado año, un 29,19% más.


El INE realiza estas estimaciones a raíz de la pandemia, para calcular, aproximadamente, el número de fallecimientos, por cualquier causa, que se dan semanalmente. Los datos que se ofrecen comienzan en el año 2000 y se extienden hasta el actual.


Precisamente esta extensión permite ver otro dato alarmante. En la segunda semana de este año se estiman en la provincia hasta 379 muertes, la cifra más alta de las más de dos décadas recogidas por el instituto estadístico español.


Echando la vista atrás a los datos del último lustro, tan solo en 2018 se vivieron unas cifras relativamente similares en este primer tramo del año. Aun así, los decesos actuales siguen siendo un 7% más de los vividos aquel año.


Comparativa

Comparando con el resto de la comunidad, la provincia coruñesa no es sólo la que más muertes ha registrado en estos primeros compases del 2021, sino que es la que ha vivido un mayor aumento con respecto la pasado 2020.


Así, mientras en la región noroeste el aumento era del 29,19%, en la de Ourense, la segunda en cuanto a la variación, subió un 15,38%, al pasar de 403 a 435.


Mucho menor es la diferencia de exitus por todas las causas en la provincia pontevedresa, donde se pasó de 908 en las primeras cuatro semanas del pasado año, a las 914 del actual.


En el lado completamente contrario se ubica Lugo, donde se redujeron las muertes de principio de año. Mientras en 2020 eran 519, este año fueron 448, según los cálculos del INE. Esto quiere decir que la provincia lucense registró una caída del 13,68%.


El dato coruñés también se encuentra muy por encima de la media de la comunidad gallega, donde el aumento de muertes en lo que va de 2021, respecto del año pasado, es del 9,73%. Hace un año se contabilizaban 2.909 fallecimientos, mientras que en este tramo de 2021 se contabilizan ya 3.192.


El aumento porcentual en la provincia es incluso mayor que el del total del Estado español. En el país se vivió un aumento de muertes del 24,43%. Si en las primeras semanas de 2020 fallecían en todo el territorio nacional 37.760, este año ya se han registrado 46.985 decesos.


Esta estadística del INE surgía en el transcurso de 2020, con el objetivo de analizar el impacto de la pandemia del coronavirus. En concreto, en un primer momento analizaban el exceso de muertes que se podría estar dando, como consecuencia de la fuerte incidencia del nuevo virus. 

El primer mes del año la provincia registró un 29% más decesos que en enero de 2020