El comité de Cespa planta al Gobierno local tras quince minutos en la mesa

El Ideal Gallego-2017-08-03-003-a38fd045
|

Aunque en un principio se habían negado, el sindicato STL decidió acudir a la cita fijada por el Ayuntamiento para debatir las condiciones de los trabajadores de Cespa y evitar la huelga indefinida de limpieza convocada para el día 11. Pero si el Gobierno local esperaba que aquello fuera el inicio de unas fructíferas negociaciones, los miembros del comité se encargaron de desengañarlo enseguida. Le explicaron que la huelga no la convocó el comité de Cespa, sino la central sindical de STL (a la que ellos pertenecen). Tras dejarle las cosas claras, se levantaron de las sillas donde se habían sentado 15 minutos antes.  
“Foi unha reunión frustrada”, reconoció Xulio Ferreiro. Para el regidor, “o que pasou hoxe fai máis dificil o diálogo, xa que este podía ter comezado nesta mesma reunión. En todo caso, seguiremos buscando as vías que sexan necesarias. Tras ver esfumarse la posibilidad de una salida rápida al conflicto, lo primero que hizo el alcalde fue anunciar la formación de un comité de negociación que se reunirá hoy con el “único miembro do comité de folga”, el secretario general de STL, Miguel Ángel Sánchez Fuentes, que será el que represente a los trabajadores a partir de ahora. 
Subrogación 
Por su parte, el portavoz del comité de Cespa, Fabian García, también quiso dejar clara su disposición al diálogo: “Vimos por boa fe, nin máis nin menos. Que logo non diga á cidadanía que non quixemos vir. Nós non queremos ir á folga”. E insistió en que él y los compañeros que acudieron ayer a María Pita forman parte del comité de Cespa, y no del comité de huelga de STL, a pesar de que pertenezcan al mismo sindicato. 
También recordó que no se trata de una huelga propiamente de Cespa, sino de todo el sector de limpieza. Lo que ocurre es que la protesta solo la secundan los trabajadores de la concesionaria. El motivo de la huelga, recordó, es la “loita contra a precariedade laboral” que se concreta en la exigencia de que el pliego de condiciones del nuevo contrato del servicio incluya la subrogación.
Las primeras denuncias del sindicato STL se referían a las empresas que están realizando el refuerzo de limpieza veraniega. Los delegados sindicales no solo denunciaban que los trabajadores cobraban por debajo del convenio, sino también que las tareas que hacían esas empresas (baldeo con agua, eliminación de malas hierbas) se incluían dentro del pliego de condiciones de Cespa. Pero tras la fallida reunión de ayer, al alcalde le parece intuir que el motivo real de la huelga es la exigencia de garantía de los puestos de trabajo. 
Trabajo garantizado 
El regidor se reafirmó en que, de ser así, no existe ningún motivo para la huelga: “Poden ter por seguro os traballadores de Cespa de recollida de lixo e de limpeza que as súas condicións laborais e as súas condicións de traballo tal y como veñen no seu convenio serán respetadas”. También anunció que se convocará en septiembre la exposición pública de los pliegos para que las personas interesadas puedan hacer alegaciones, un procedimiento que rara vez se realiza: “Por iso creo que os traballadores deberían estar tranquilos”. 
El portavoz de STL también asegura que no se les invitó a revisar el pliego y que llevan un año preguntando por del documento a María García, concejala de Medio Ambiente: “Cando van a facer o prego? En que condicións? Con qué garantías? É o único que lle preguntamos”. l

El comité de Cespa planta al Gobierno local tras quince minutos en la mesa