Dos de los cinco presuntos traficantes reconocen que trapicheaban en Arteixo

El Ideal Gallego-2016-02-17-013-eafe52c6_1
|

Dos de los cinco acusados de tráfico de drogas en Arteixo reconocieron ayer haber “trapicheado” con cocaína y heroína, mientras que el resto de procesados negaron los hechos y alegaron que las sustancias incautadas eran para consumo propio, tal y como relataron a los magistrados.
La Audiencia Provincial de A Coruña acogió la primera sesión del juicio contra cinco personas –tres hombres y dos mujeres– acusadas de delitos contra la salud pública e integración en grupo criminal. El fiscal pide que sean condenados a cinco años y medio de prisión (un año más para uno de ellos por ser reincidente).
Según el escrito del Ministerio Público, “desde el mes de noviembre de 2014 los acusados se pusieron de acuerdo para transmitir cocaína y heroína a terceras personas, y así lo hicieron en repetidas ocasiones”.
Los procesados “utilizaban como centro de las operaciones sus domicilios, situados en el municipio de Arteixo”. “No obstante, en ocasiones se desplazaban para entregar las sustancias a otros lugares, previamente concertados con los compradores”, sostiene el fiscal.
Así, realizaban operaciones de venta de droga en las inmediaciones de diferentes establecimientos situados en el Polígono de A Grela y en la rotonda de Sabón, entre otros lugares.

CONSUMO PROPIO
Ante el tribunal, el primero de los acusados reconoció haber “trapicheado” con drogas, pero negó que obtuviese dinero a cambio de esas transacciones. “Compraba para mí y consumía con la gente”, alegó.
Mientras, su mujer, acusada por los mismos hechos, también confesó haber trapicheado con sustancias estupefacientes y sostuvo que parte de la droga incautada en su vivienda era para consumo propio.
El tercero de los procesados, por su parte, negó haber traficado con droga y alegó en la sala que la heroína que le encontraron en su domicilio era para él. Su mujer, también procesada, declaró desconocer que en su casa hubiera droga. “Yo no sabía nada”, afirmó.
El último de los acusados, vecino del primer hombre que prestó declaración, también alegó consumo propio y aseguró que él ofrecía droga a sus amigos para después consumir juntos y no para obtener beneficio.

Dos de los cinco presuntos traficantes reconocen que trapicheaban en Arteixo