La iglesia de los franciscanos acoge el viernes un funeral por el alma del empresario Eduardo Diz

|

r.l. > a coruña

  El conocido empresario de A Grela, Eduardo Diz López, falleció el pasado lunes a los 94 años de edad. En 1994, sus propios empleados pidieron e incluso pagaron una busto pétreo, obra de Francisco Escudero, que hoy da nombre a la rotonda de A Grela, con el fin de reconocer la labor de este querido emprendedor.
El lucense, nacido en el municipio de Láncara, fundó una empresa dedicada al frío industrial en 1942, y fue durante una década fue el presidente de la Asociación de Empresarios de A Grela. Además, le fue concedida la     la Medalla al Mérito en el Trabajo, bien merecida, y es que el empresario no quiso jubilarse en 1981, cuando le tocaba, y renunció a la pensión para continuar cada día, desde primera hora de la mañana, con la jornada laboral hasta sus últimos días.
El sepelio tuvo lugar en Puebla de San Julián, tras un funeral que reunió a cientos de familiares y amigos que le dieron el último adiós.
Asimismo, el próximo viernes, sobre las 20.30 horas, se celebrará un funeral en la iglesia de San Francisco de Asís (franciscanos).


 

La iglesia de los franciscanos acoge el viernes un funeral por el alma del empresario Eduardo Diz