La Policía Nacional detiene en Betanzos a una fugitiva a la que reclamaba la justicia italiana

|

El Ministerio del Interior informó en la jornada de ayer de la detención, en la localidad de Betanzos, de una fugitiva que estaba siendo reclamada por la justicia italiana y sobre la que pesaba, señalaron, una orden europea de detención y entrega.
El país transalpino estaba detrás de esta ciudadana para que cumpliera condena en su territorio después de haber sido juzgada por delitos de robo con violencia e intimidación que fueron cometidos en la zona de Reggio Calabria, en el suroeste de Italia.

nacionalidad rumana
Tal y como relataba el departamento de Interior, el Grupo de Delincuencia Organizada y Violenta de la Brigada de Policía Judicial de la Comisaría Provincial de A Coruña fue el que finalmente consiguió localizar a esta ciudadana, de nacionalidad rumana, en el municipio betanceiro.
Esta persona, subrayan, había sido ya condenada en la citada región italiana de Reggio Calabria por robo de dinero y un terminal de telefonía móvil, suceso en el que empleó la violencia.
Eso, en primer lugar, ya que asimismo se le juzgó, y posteriormente condenó, por cometer otro delito, en esta ocasión en concurrencia con otras personas, donde la víctima fue golpeada en repetidas ocasiones con patadas y puñetazos.
Una vez que se escapó de Italia, al parecer residía con varios familiares suyos en Betanzos, indicaron ayer estas mismas fuentes.

difícil identificación
No obstante, la identificación de la ahora detenida no fue ni mucho menos una labor sencilla –más bien “laboriosa”, como describieron–, ya que la Policía recuerda que se había cambiado su apellido de soltera por el de su marido y, además, se había mudado de domicilio en diversas ocasiones, lo que complicó la operación.
La Dirección General de la Policía señaló por último que se tramitaron las diligencias pertinentes por las que esta ciudadana pasó a disposición del Juzgado Central de Instrucción número dos de la Audiencia Nacional el pasado jueves. n

La Policía Nacional detiene en Betanzos a una fugitiva a la que reclamaba la justicia italiana