El Club de Leones Decano dedicará una estatua a Isabel Zendal en Zalaeta

La directiva del Club de Leones de La Coruña Decano mantuvo una reunión con el alcalde, Xulio Ferreiro, hace escasos días
|

El Club de Leones La Coruña Decano celebrará el centenario de esta organización internacional (que tuvo lugar el año pasado) erigiendo un monumento a Isabel Zendal, la responsable del antiguo orfanato que ejerció como enfermera en la expedición Balmis para llevar la vacuna de la viruela al otro lado del Atlántico. Los miembros de la junta directiva ya tuvieron la oportunidad de reunirse hace escasos días con el alcalde, Xulio Ferreiro, que les confirmó que el Ayuntamiento cederá un espacio en el entorno de Zalaeta para que se instale el grupo escultórico.
Isabel Zendal, “reconocida por la Organización Mundial de la Salud como la primera enfermera que hubo en el mundo”, tendrá un nuevo reconocimiento a su labor en la expedición Balmis y de desarrollo de la medicina entre finales de este año y principios del que viene. El presidente del Club de Leones de La Coruña Decano, José Luis Masian, explica que el colectivo quiere darle así mayor difusión a una figura “encantadora pero un poco desconocida” en la ciudad y muy destacada en países como México.
Zendal era la directora del hospicio que había en la calle del Hospital de la que salieron los niños portadores de la viruela y ella misma. Según Masian la estatua está encargada al artista Francisco Escudero y ahora necesitan el apoyo económico de entidades o particulares para pagarla y darle el lugar que merece. El Gobierno local ya ha aprobado que la pieza de una mujer “con un niño en brazos y otros dos tirándole de la falda” se instale en el barrio de Zalaeta, donde estuvo el orfanato.
Más campos de actuación
Este no es el único proyecto que pretende poner en marcha este año la entidad, pues en la hoja de ruta de la asamblea hay hasta cinco ramas de actuación diferentes. El colectivo pretende colaborar con los centros sanitarios que tratan “el cáncer pediátrico” y luchar “contra el hambre” consiguiendo y donando alimentos a los comedores sociales.
De la misma forma, Masian explica que tratarán de hacer exámenes de visión en algunos colegios, vigilar la diabetes con distintas campañas en la ciudad y cuidar el medio ambiente “plantando árboles y acabar con las avispas velutinas”.
A pesar de la labor de los 32 miembros del club suele ceñirse al ámbito local, también colaboran en proyectos internacionales. Por ejemplo, “cuando fue el tsunami en Tailandia ayudamos a hacer doce casas”. En otras ocasiones han enviado alimentos o aportaciones económicas a través de la fundación de la asociación internacional Club de Leones que se creó “en Chicago en 1917” y es “la segunda ONG más antigua del mundo tras la Cruz Roja”.

El Club de Leones Decano dedicará una estatua a Isabel Zendal en Zalaeta