Colectivos vecinales y comerciantes rechazan el adelanto del IBI y piden que se anule la medida

Los ediles del PP Fernández, Gallego y Canabal, junto a varios de los representantes vecinales pedro puig
|

Representantes de varios colectivos vecinales y comerciales de la ciudad se reunieron ayer con el PP para hacerles llegar su preocupación por el cambio en el calendario fiscal que adelanta el pago del IBI. En el encuentro, en el que estuvieron presentes asociaciones de comerciantes, la Asociación de Amas de Casa y Consumidores y el Colegio de Agentes de la Propiedad Inmobiliaria, también pidieron que el Gobierno de Xulio Ferreiro dé marcha atrás y anule la medida.
Así, los asistentes coincidieron en que la decisión de la Marea es un error y calificaron de “parche” el hecho de que a posteriori se ampliase el plazo hasta septiembre y que “domiciliar los recibos en julio no compensa el gran fallo cometido de modificar el calendario fiscal sin consenso y sin analizar esta decisión con los ciudadanos”. 
Sin embargo, la concejala de Hacienda, Eugenia Vieito, se remitió ayer a los informes de Tesorería e Intervención que “prescribiron a modificación, para este ano 2016, do calendario fiscal” para avalar la decisión del Ejecutivo local de “redistribuír o pagamento dos tributos municipais para evitar a acumulación da maioría destes no último trimestre do ano”.

informes
Además, la responsable municipal asegura que la intervención ya había propuesto en junio de 2015, antes de la llegada de la Marea, “a modificación do calendario fiscal xa desde este ano como un dos mecanismos para evitar disfuncións e desaxustes de tesourería, repartindo os ingresos de maior importe e incidencia ao longo do exercicio”, o que, como indica o informe, “axudaría no reparto da carga tributaria para as persoas contribuíntes e a unha mellor planificación da Tesourería Municipal”.
Esta explicación no les vale a los representantes de vecinos y empresarios, que aseguran que los ciudadanos ya tienen organizado el año para no hacer coincidir los pagos importantes en los mismos meses, por lo que “modificar el IBI sin previsión y justo después de que finalizase el plazo para solicitar el pago aplazado implica un grave perjuicio”. Así, recordaron que “para muchos supone un pago que no se puede improvisar y para el que se ahorra en los meses previos”.
Lo mismo sostuvo el portavoz socialista, José Manuel Dapena, que indicó que “las más perjudicadas son las 66.000 familias que tienen domiciliados los tributos, pues en apenas 124 días tendrán que abonar el impuesto de vehículos, el IBI y el IRPF”. 

Sin previsión
En este sentido, los asistentes aclararon que como siempre se ha pagado la tasa a partir de mediados de octubre, nadie tenía previsto este pago con tanta antelación. Por ello, aseguraron que apoyarán las medidas que se pongan en marcha encaminadas a que se recupere el calendario fiscal del 2015 y confiaron en que Ferreiro “reflexione y rectifique este año y se abra un debate serio y riguroso sobre la posibilidad de modificar el calendario fiscal a partir del 2017 si los ciudadanos lo consideran oportuno”.
Por su parte, los ediles populares asistentes, Rosa Gallego, Roberto Coira, Martín Fernández y Lucía Canabal anunciaron que el PP también pondrá en marcha una serie de medidas para exigir el mantenimiento del calendario de pagos de 2015 y advirtieron a la Marea que este tipo de cambios “necesitan de diálogo y de consenso”.

Colectivos vecinales y comerciantes rechazan el adelanto del IBI y piden que se anule la medida