Un atentado en Turquía poco antes de una marcha por la paz deja 95 muertos

ATTENTION EDITORS - VISUAL COVERAGE OF SCENES OF INJURY OR DEATH An injured man asks for help after an explosion during a peace march in Ankara, Turkey, October 10, 2015. At least 20 people were killed in explosions on Saturday outside the main train stat
|

Al menos 95 personas murieron y otras 246 resultaron heridas, según cifras oficiales, en un doble atentado ocurrido ayer en el centro de Ankara junto a la estación central, horas antes de una marcha por la paz. Otras fuentes elevaban a 97 los muertos y a más de 500 los heridos.
Varios de los fallecidos serían simpatizantes del prokurdo Partido Democrático del Pueblo (HDP), ya que las explosiones se produjeron junto al lugar en el que se habían dado cita para participar en la marcha.
De hecho, muchas de las dantescas imágenes muestran cuerpos que fueron cubiertos con la bandera de la formación o con las pancartas que llevaban los asistentes a la marcha.
En el momento en el que se produjo el atentado se estima que había unas 14.000 personas en la zona de la estación central, puesto que esta se encuentra muy cerca de la plaza en la que iba a celebrarse la concentración pacífica a mediodía. La mayoría de los fallecidos serían pues personas que se dirigían a este acto.
Las explosiones se produjeron hacia las 10.05 horas y a continuación se vivieron escenas de absoluto caos. Las imágenes muestran a personas ensangrentadas corriendo y numerosos cuerpos esparcidos por el suelo.
La zona fue acordonada rápidamente y la Fiscalía de Ankara ya ha abierto una investigación de lo sucedido, sin que al cierre de esta edición ningún grupo se hubiese atribuido la autoría del atentado, que se produjo a unas semanas de las elecciones del 1 de noviembre y en un momento en que la violencia se ha intensificado. El primer ministro turco, Ahmet Davutoglu, reveló que hay pruebas que apuntan a que el doble atentado habría sido perpetrado por dos suicidas.
En cuanto a la autoría, el primer ministro apuntó como posibilidades al Estado Islámico, al Partido de los Trabajadores del Kurdistán (PKK) y al Partido-Frente Revolucionario de Liberación Popular (DHKP-C). El presidente turco, Recep Tayyip Erdogan, condenó el “odioso atentado” y llamó a los ciudadanos “a levantarse contra el terrorismo”.
Para el presidente turco, el objetivo del ataque ha sido “nuestra unidad, solidaridad y la paz de nuestro país”. Por su parte, el líder del Partido Republicano del Pueblo (CHP, principal formación opositora), Kemal Kilicdaroglu, condenó el atentado y anuló sus actos de campaña previstos para ayer. El copresidente del HDP Selahattin Demirtas responsabilizó al Estado turco del atentado. “Estamos ante una mentalidad de Estado que se ha convertido en una mafia, en un asesino en serie”, afirmó. 
Mientras, dirigentes de distintos países condenaron el atentado. El presidente del Gobierno español, Mariano Rajoy, envió un mensaje a Erdogan y a Dayutoglu para comunicar la solidaridad y apoyo del Ejecutivo español al pueblo turco
Por otro lado, cientos de manifestantes salieron a las calles de Estambul para denunciar la presunta implicación del Estado turco en el atentado. Los participantes entonaban gritos como “Erdogan, dimite”.

Un atentado en Turquía poco antes de una marcha por la paz deja 95 muertos