El Gobierno provincial palía las dificultades de las empresas con 40 millones para ayudas

González Formoso dice que se estudian más fórmulas para ayudar al empresariado
|

La Diputación palía las dificultades que están atravesando especialmente las empresas de la provincia, por la crisis sanitaria, con una inversión de cuarenta millones de euros.

Los diputados aprobaron por unanimidad en la última sesión plenaria, celebrada de modo telemático, el Plan de Emprego Local (PEL) para el período 2020/23.

Y, según fuentes de esta administración, el programa se ve reforzado debido a la buena acogida que experimentó entre empresas y emprendedores en sus primeros cuatro años de funcionamiento y la voluntad del Gobierno provincial de contribuir a mejorar la situación económica muy deteriorada por el Covid-19.

“Estamos trabajando en la creación de nuevas líneas del PEL adaptadas al difícil escenario actual y destinadas a cubrir las necesidades de las pymes y autónomos coruñeses”, dijo el presidente, Valentín González Formoso, al tiempo que destacó que la coordinación entre todas las administraciones será clave para mejorar la eficacia de las ayudas, evitar que se solapen y permitir que lleguen al mayor número de personas.

Así, anunció, que el área provincial de Empleo ultima la redacción de unas bases generales a las que se podrán acoger todos los ayuntamientos que quieran implementar líneas de ayudas a empresas y autonómos locales pero que carezcan de capacidad técnica para hacerlo.

Las mismas fuentes añaden que la puesta en marcha del anterior programa, entre los años 2016 y 2019, supuso una inversión sin precedentes en materia de empleo, consiguiendo que 2.363 personas encontraran trabajo y que 829 emprendedores recibieran apoyo para inversiones y actividades relacionadas con el sector empresarial.

Además, consiguió captar más de seis millones de euros de financiación europea para ejecutar proyectos relacionados con la mejora de la empleabilidad y puso en marcha los primeros centros “coworking”.

Objetivos

El nuevo PEL es un programa reforzado, que dispondrá de más de 40 millones de presupuesto para luchar contra el desempleo y el cierre prematuro de negocios a causa de la pandemia.

Continuará teniendo como objetivos favorecer la creación, la puesta en marcha y la consolidación de nuevas empresas en la provincia, fomentar el emprendimiento, atraer el talento y la innovación, dando valor a los recursos locales y favoreciendo la fijación de empresas y profesionales en zonas rurales para impulsar su modernización.

El PEL también adaptará sus ayudas a la realidad territorial. Servirá como instrumento de trabajo de los diferentes servicios que dentro de la Diputación ejecutan iniciativas y políticas vinculadas a la promoción del empleo..

El Gobierno provincial palía las dificultades de las empresas con 40 millones para ayudas