Urkullu asegura que Gernika abre la puerta a un nuevo futuro de paz y convivencia

El lehendakari, Iñigo Urkullu. EFE/Archivo
|

El lehendakari, Iñigo Urkullu, ha afirmado que Gernika "abre hoy la puerta a un nuevo futuro de paz y convivencia en Euskadi" con motivo de la conmemoración del 77 aniversario del bombardeo de la villa por la aviación nazi y franquista.

El lehendakari ha señalado, a través de las redes sociales, que "Gernika recupera en plenitud su alma de democracia, paz y libertad" y "deja atrás las bombas, el odio y el terror".

"Gernika nos abre hoy la puerta a un nuevo futuro de paz y convivencia en Euskadi. Una puerta de memoria, justicia y libertad que debemos cruzar con respeto, acuerdo y unidad", ha añadido Iñigo Urkullu.

El Ayuntamiento de Gernika celebra hoy diversos actos para conmemorar el bombardeo, como la entrega del X Premio Gernika por la Paz y la Reconciliación, otorgado a título póstumo al periodista vizcaíno Manu Legineche, fallecido el 22 de enero a los 72 años, por un trabajo "honesto, independiente y digno" que le ha convertido en un "reportero por la paz".

El alcalde de este municipio, José María Gorroño, ha hecho entrega de este galardón a los hermanos de Leguineche, en un acto celebrado en el Lizeo Antzokia de Gernika.

Leguineche, originario del municipio vizcaíno de Arratzu, cercano a Gernika, fue reportero de guerra y maestro de varias generaciones de periodistas.

En la misma ceremonia, Gert Hager, alcalde de la ciudad alemana de Pforzeheim, bombardeada en 1945, ha concedido el mismo galardón al oficial militar John Wynne, quien ha recogido personalmente el premio.

Wynne ha sido distinguido por lograr tras la guerra una relación de entendimiento entre la localidad inglesa de Llanbedr y la alemana de Huchenfeld, en la que en 1945 fueron asesinados los cinco miembros de la tripulación que sobrevolaban con él Alemania.

Este oficial militar ha favorecido encuentros entre jóvenes de estas ciudades, "contribuyendo así a la comunicación y al fortalecimiento de la solidaridad en Europa", han explicado los organizadores del acto.

El evento, en el que ha sido leído un texto del alcalde de la ciudad japonesa de Nagasaki, Tomihisa Taue, se ha celebrado tras una ofrenda floral tributada por el Ayuntamiento al periodista británico George Steer, que con sus crónicas dio a conocer en todo el mundo la devastación causada por el bombardeo perpetrado en esta villa.

Durante la jornada de hoy, Gernika celebra otros actos de recuerdo a las víctimas del bombardeo y en favor de la paz, como un responso y una ofrenda floral en el cementerio a las 16.30, la hora en la que el 26 de abril de 1937 comenzaron a caer las bombas, y una manifestación silenciosa que recorrerá por la noche con velas encendidas el casco de la localidad.

Leguineche y Wynne suceden en el palmarés al presidente del PSE, Jesús Eguiguren, y al exportavoz de Batasuna Arnaldo Otegi, que no pudo recoger el galardón al estar encarcelado en Logroño, por lo que optaron por que los premios los recogieran sus respectivas hijas.

Urkullu asegura que Gernika abre la puerta a un nuevo futuro de paz y convivencia