El cheque bebé se extenderá a los tres años en las familias con rentas bajas

El presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, al comienzo de la rueda de prensa | lavandeira jr. (efe)
|

El Gobierno gallego ampliará hasta los tres años la Tarxeta Benvida, la ayuda para recién nacidos en la comunidad, pero a partir del segundo año del bebé eleva las exigencias de renta y solo las familias con peor situación económica podrán acceder a ella. Concretamente, el tope de renta anual será de 22.000 euros por familia y la inversión que contempla el Ejecutivo autonómico es de 36 millones de euros.
Al término del Consello de la Xunta, el presidente gallego, Alberto Núñez Feijóo, quien ya había anunciado que la ampliación de la medida afectaría a las rentas más bajas aunque sin concretar los detalles, incidió en que para el primer año del bebé no se varían los requisitos ni el importe: 1.200 euros. Eso sí, si hasta ahora se cobraba mensualmente, ahora el montante total se efectuará en dos pagos anuales.

Endurecimiento
De este modo, para poder acceder a la tarjeta durante el primer año del bebé la renta anual familiar no podrá ser superior a 45.000 euros o bien la renta per cápita no podrá ser superior a 13.500 euros. Podrán acceder a ella los padres naturales o con niños en adopción o guardia con fines adoptivos. Sin embargo, para mantener esta ayuda durante los dos años siguientes, Feijóo explicó que los requisitos de renta serán más “exigentes”. En concreto, la renta anual familiar deberá ser igual o inferior a 22.000 euros.
A partir del segundo año y hasta que el bebé cumpla tres, las cuantías serán de 600 euros anuales, a razón de 50 al mes, si el hijo que da derecho a la ayuda es el primero; 1.200 euros anuales, a razón de 100 al mes, si el hijo que da derecho a la ayuda es el segundo; y 2.400 euros anuales (200 euros al mes), si es el tercero o sucesivos. En este caso, las aportaciones se harán efectivas en pagos anuales sucesivos. Como novedad, además, la ayuda se abre a los gallegos que, residiendo en el exterior, decidan volver a Galicia en el año 2018. Así, si el hijo nace antes del retorno, dispondrán de un plazo de dos meses desde su regreso para solicitar la ayuda, frente al plazo general de dos meses desde el nacimiento o dictado de la resolución de adopción o guardia con fines adoptivos.
La Tarxeta Benvida está destinada a atender los gastos que supone el nacimiento, derivados de la adquisición de productos básicos como leche y otros alimentos, pañales, ropa, cunas o productos de higiene y farmacéuticos, entre otros. De hecho, Feijóo remarcó el control que se realiza para garantizar que la tarjeta se usa para adquirir estos productos y no “a comprar juguetes”.
Feijóo concretó que las familias del 78,3 por ciento de los bebés nacidos en 2016 perciben esta ayuda, lo que supone en torno a 15.000 en total.

El cheque bebé se extenderá a los tres años en las familias con rentas bajas