El sector crítico del PSOE acepta como mal menor el aplazamiento de la renovación

|

El Ideal Gallego-2011-06-24-006-bdbfeeac

redacción > a coruña
  La tensión vivida en la asamblea del PSOE celebrada el lunes no se vio reflejada ayer en las reacciones de algunos de los asistentes. Desde el sector crítico, la decisión de aplazar la renovación de la ejecutiva local hasta mediados de octubre se ha tomado como mal menor, después de que durante semanas hayan estado reclamando una remodelación profunda de los órganos de dirección tras la debacle electoral.
Uno de los representantes de esta corriente, Pablo Arangüena, que encabeza Izquierda 21, señaló la pasada jornada que, pese haber sido “muy críticos con Javier Losada y con la ejecutiva, porque todo el mundo cree que está amortizada”, admite el calendario propuesto por el todavía secretario general de la agrupación socialista y ex alcalde, al considerar que “no va a marcar muchas diferencias”.

Dimisiones > Cree que los cambios deben ser profundos, pues “la actual ejecutiva está deslegitimada”. De hecho, atribuye las dimisiones de Yoya Neira, Obdulia Taboadela, José Manuel Dapena, Inés Rey y Fito Ferreiro, a que ellos mismos “se dan cuenta de que la posición actual es insostenible y que tampoco quieren quedar marcados” y reconoce que él mismo, durante la asamblea, hizo una llamamiento para forzar esas renuncias, que, por el momento, no supondrán un cambio sustancial en la actual organización. Sería necesario que dimitiera el 50% de la ejecutiva para que la renovación se produjera de manera automática.
Precisamente los que el lunes decidieron desvincularse de la dirección local de la formación rehusaron ayer hacer más declaraciones, al entender que sus motivos ya habían sido aclarados a la militancia y que las deliberaciones de la asamblea son secretas.
Aparte de Arangüena, Mar Barcón, que sigue formando parte de la ejecutiva, aseguró que la renovación del partido ya está en marcha y ha comenzado por las ideas. “En la asamblea ha hablado mucha gente, se ha hablado de muchos caminos”, indicó la socialista, que, según indicó, “marcan el punto de inicio para renovar un proyecto”, del que apunta, “hay material y materia”.

“Laboratorio” >
A su juicio, debe tratar de constituirse un “laboratorio de ideas para realizar un documento que se vincule a la nueva ejecutiva, que señale los pilares básicos del proyecto socialista”.
Sobre los posibles candidatos a suceder a Losada al frente de la secretaría general, Barcón comentó que “habrá tiempo para que se presenten”, aunque considera que “más allá de las personas”, lo que debe buscar la formación es que el sucesor salga del “acuerdo más amplio posible”.


El sector crítico del PSOE acepta como mal menor el aplazamiento de la renovación