Puigdemont afirma que la hoja de ruta del referéndum catalán se mantiene

Carles Puigdemont y Francina Armengol, durante su reunión el Palau de la Generalitat ep
|

El presidente de la Generalitat, Carles Puigdemont, afirmó ayer que la decisión del Tribunal Constitucional (TC) de paralizar las resoluciones del Parlament sobre el referéndum de independencia no variará su programa político: “La hoja de ruta que el pueblo y el Parlament han encargado se mantiene”.
Lo dijo tras la reunión que mantuvo en el Palau de la Generalitat con la presidenta de Baleares, Francina Armengol, donde criticó que hay “un populismo constitucional que recorre España” contra el proceso soberanista, pero aseguró que no lo frenará. Según Puigdemont, este populismo constitucional trabaja con un esquema por el cual el voto de los catalanes o se niega o se corrige: “Los catalanes no tienen derecho a votar y, si votan, no vale. Por ejemplo con el Estatut, se votó y fue corregido –por el TC–”, lamentó.
Puigdemont recordó que el proceso soberanista es el principal mandato que tiene el Govern y así lo ejecutará: “El propósito de convocar los ciudadanos a las urnas es nítido y perfectamente legal y es el propósito que nos vincula como Govern”.
También aseguró que la decisión del TC no evitará que el 23 de diciembre se celebre una reunión con partidos y entidades sobre el referéndum: “Los catalanes tenemos derecho a votar, debatir y reunirnos. Por lo tanto, votaremos, debatiremos, y nos reuniremos”. Así, el presidente mantiene intactos tanto la voluntad de celebrar el referéndum como la reunión sobre la votación del día 23 de este mes.
Puigdemont, para quien la decisión del Alto Tribunal contra la resoluciones del referéndum no supuso ninguna sorpresa, sostuvo que “ningún sistema democrático puede impedir” el encuentro del día 23, ya que responde al derecho de reunión.
El presidente catalán también explicó que no tiene previsto hacer ninguna reunión específica con la CUP antes de la reunión del día 23, pese a las discrepancias que ha habido entre el Govern y los anticapitalistas esta semana por la quema de fotos del rey. “No creo que haya ningún otro contacto que simplemente convocarlos a la reunión que tendremos” el día 23, zanjó el presidente catalán, que ha precisado que está en permanente contacto con todos los grupos parlamentarios. Además, Puigdemont avisó a la CUP de que no comparten “la estrategia de la desobediencia, que ya saben las consecuencias de practicarla, y de que lo que hacen desde el Govern es obedecer al pueblo catalán. “La estrategia de la CUP no es la nuestra, no practicamos la estrategia de la desobediencia y sí la de obediencia al Parlament, y en consecuencia al pueblo de Cataluña”, añadió.

Puigdemont afirma que la hoja de ruta del referéndum catalán se mantiene