Cambre estudia sancionar a Emalcsa por los perjuicios causados por la avería en la red de agua

el ideal gallego-2018-10-25-013-a71766d3
|


Según fuentes municipales, el alcalde, Óscar García Patiño, mantuvo una reunión con el departamento de Intervención para estudiar la posible multa ya que miles de viviendas de O Temple y A Barcala se vieron afectadas por este incidente.

“Tenemos quejas constantes de los vecinos por episodios puntuales de turbidez pero lo que sucedió el martes es inadmisible y es lógico su hartazgo. Por este motivo debemos adoptar las medidas que nos permita la ley con el fin de que mejore el servicio y que este tipo de cortes del suministro no se repitan”, indica el regidor cambrés.

Por su parte, Emalcsa señala que treinta miembros de su personal técnico trabajaron durante toda la noche del miércoles en la reparación de la mencionada avería que se produjo en una de las tuberías situadas en la avenida de Rutis, en O Burgo, en las inmediaciones de la Universidad Laboral.

La compañía admite que debido al incidente zonas de Cambre, Oleiros y Culleredo se quedaron sin agua durante varias horas, hasta que fue posible reconducir el servicio por otros puntos de la red de abastecimiento.


Asegura que, en una primera fase de los trabajos, fue necesario hacer una parada en una de las tres plantas de la estación de tratamiento de A Telva.

“A partir de las 21.30 horas del miércoles se consiguió restablecer el suministro en la mayoría de las zonas afectadas, aunque con problemas de presión que impidieron la recuperación del servicio en puntos concretos”, apuntan desde Emalcsa.

Episodios de turbidez 
La compañía añade que el tubo afectado, de 500 milímetros de diámetro, entró de nuevo en funcionamiento ayer, a las 12.30 horas, una vez realizadas todas las comprobaciones de seguridad.

“Debido a la complejidad de los trabajos de reparación, es posible que a lo largo de la semana se den episodios puntuales de turbidez, pero que no suponen riesgo para la población”, apostilla Emalcsa, al tiempo que pide disculpas por las molestias que puede ocasionar el incidente y agradece a los afectados su comprensión.

Asegura la empresa que el porcentaje de roturas fortuitas en la red de distribución es de 0,20 por kilómetro de tubería “muy inferior al parámetro recomendado por Medio Ambiente (0,40).
“Cada año, nuestra empresa invierte entre cinco y ocho millones de euros para renovar las infraestructuras de distribución de agua y mejorar la calidad del servicio” apostilla.

También el alcalde de Culleredo, José Ramón Rioboo, se refirió a esta incidencia y destacó la capacidad del sistema de abastecimiento municipal para paliar las consecuencias derivadas de este tipo de problemáticas.

Cambre estudia sancionar a Emalcsa por los perjuicios causados por la avería en la red de agua