Garmendia ve en las primarias de octubre la vía para renovar el PSOE “con otra generación al frente”

09 agosto 2014 A Coruña.- Fotografía del socialista Ángel Garmendia
|

Como la puerta a “una nueva etapa para el socialismo coruñés” ve Ángel Garmendia el anuncio hecho por el secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, por el que fija para octubre las primarias a la elección de candidato. El funcionario, y aspipirante a suceder a Mar Barcón al frente de la agrupación coruñesa, cree que este es el momento para dar la oportunidad a  gente nueva, “que no haya estado en la primera línea política durante los últimos treinta años”. “Una nueva generación política para abrir un tiempo renovado de expectativas e ilusión, con otra generación política al frente, “selañó ayer el precandidato, mostrando una de sus bazas frente a la veteranía de la actual portavoz socialista, que ya formó parte de varios gobiernos municipales. 
Garmendia sustenta su proyecto en tres pilares que suman a esa renovación la participación “frente a la acumulación de cargos y con limitación de mandatos” y el compromiso con la ética, lo que deja fuera a cualquiera que esté imputado. “Si voy a ser candidato tengo que hablar con todo el mundo, pero el proyecto es colectivo y es innegociable”, señaló ayer, antes de destacar el compromiso de ese proyecto por los valores socialistas “con la honradez, transparencia y responsabilidad que debe caracterizar la acción política, la transformación del presente y con nuestra ciudad y las personas”. 

abiertas
También Barcón habló ayer, tras el anuncio del secretario general de las próximas primarias. Lo hizo para confirmar su candidatura y para respaldar este sistema de elección de candidatos y apostar por una fórmula abierta, no solo a militantes sino también a simpatizantes. 
“Hoy más que nunca, con el trabajo hecho y la ilusión y esperanza renovada en estos tres años, me presentó para derrotar las políticas de derechas, y de recorte de derechos”, señaló. En este sentido, la actual portavoz socialista no quiso hablar de guerras internas y remarcó que la lucha no es con los otros dos aspirantes a dirigir la agrupación socialistas, Garmendia y el extécnico municipal Javier Ramírez. 
“Yo no me presento para derrotar ni para ganar a un compañero, sino para derrotar al señor Negreira y decirle a los coruñeses que hay alternativas”, manifestó la dirigente. n

Garmendia ve en las primarias de octubre la vía para renovar el PSOE “con otra generación al frente”