Los españoles acuden cada vez más a Cáritas para encontrar un trabajo

GRA221. MÁLAGA 25/04/2014.- Algunos de los 63 inmigrantes subsaharianos, que han llegado hoy al puerto de Málaga desde Melilla para aliviar la situación del Centro de Estancia Temporal de Inmigrantes (CETI) de Melilla, que contin&uacu
|

Un total de 77.072 personas participaron en los Servicios de Empleo de Cáritas en 2013, de las que el 53% fueron ciudadanos españoles, una cifra que se ha duplicado en los últimos cuatro años, ya que en 2009 el porcentaje era del 25%.
Éste es uno de los datos de la Memoria de Empleo y Economía Social 2013 que presentó ayer Cáritas Española y de la que se desprende que, una vez más, el perfil de las personas atendidas en sus programas de empleo y formación son mujeres (el 62% del total), de entre 25 y 45 años y con bajo nivel formativo.
Según los datos, en 2013 se han invertido los porcentajes de las personas españolas, que representan el 53% de los que acudieron a Cáritas para formarse y tratar de conseguir una oportunidad en el mercado laboral, con las de origen extranjero, que suponen el 47%.

menos inmigrantes
La Memoria de 2013 muestra que este año se ha mantenido la tendencia iniciada en 2010, en cuanto al incremento de españoles atendidos y, en consecuencia, de la disminución del porcentaje de inmigrantes.
Así, las personas españolas atendidas por las acciones de empleo de Cáritas han pasado del 25% en 2009 a un 53% en 2013 superando por primera vez el porcentaje de personas de origen extranjero.
De los 36.224 inmigrantes, el 79 por ciento (28.517 personas) proceden de países extracomunitarios.
El 47% de las personas que participan en los Servicios de Empleo de Cáritas tan solo cuenta con estudios básicos, es decir, estudios primarios finalizados o sin finalizar y si a este dato se le suma el 23% que solo alcanza estudios secundarios, el resultado es que el 70% de los atendidos no supera el nivel de enseñanza secundaria obligatoria.
Del total de personas atendidas por este departamento de Cáritas, 12.028 (15,6 por ciento) ha logrado acceder a un puesto de trabajo.
El secretario general de la organización, Sebastián Mora, afirmó ayer en la rueda de prensa que las más de 77.000 que han tratado de conseguir un empleo y mejorar su formación son personas de las que desde muchas instituciones y sectores de la sociedad se dice que “no pueden aportar nada”, sin embargo, ha dicho, Cáritas demuestra que mantienen su dignidad y que “no hay ciudadanos de primera y de segunda”.
Los empleos que consiguió ese 15,6 por ciento son “mayoritariamente” temporales y con “condiciones próximas a la precariedad”, dijo Mora, quien añadió que esta el tónica habitual en el mercado laboral español.
En cuanto a la edad de los participantes en los servicios de empleo de la organización, los grupos predominantes son los que tienen entre 25 y 36 años y entre 36 y 45 años, ambos comparten el mismo porcentaje: el 28%.

acciones específicas
El mayor incremento de edad se ha registrado entre los ciudadanos de entre 18 y 24 años, lo que, según Cáritas, responde a que en 2013 se han puesto en marcha nuevas acciones dirigidas específicamente a jóvenes.
El coordinador del Equipo de Promoción de Derechos y Economía Social Solidaria, Félix Miguel Sánchez, indicó que la organización ha invertido en estos programas casi 36 millones de euros, que proceden en un 62% de fondos de origen privado y el 38%, de públicos.
En el pasado año 2013, Cáritas puso en marcha 877 actividades formativas, de las que se beneficiaron 21.501 personas y 250 participaron en programas de autoempleo.

Los españoles acuden cada vez más a Cáritas para encontrar un trabajo