“Cada verbena que no se celebre será un daño irreparable para todo el sector del espectáculo”

El gerente de Espectáculos Guti teme que el sector esté abocado a la desaparición
|

Si por algo excepcional destaca Galicia, en general, y la provincia coruñesa, en particular, durante la época veraniega es por la enorme cantidad de fiestas y verbenas populares que se celebran.

Pero, obviamente, este año, al menos, todo indica que no será así. Y los que más consciencia de ello tienen son los empresarios de espectáculos y representantes de artistas.

Miguel Piñeiro Fernández, “Guti”, gerente de Espectáculos Guti, considera que esta emergencia sanitaria pone a todo el sector en una situación “gravísima e insostenible que puede conducir a la desaparición”.

“Estamos hablando de un sector que se vio muy afectado por la última crisis financiera que, mientras la facturación caía aproximadamente en un 30%, tuvo que acometer un profundo proceso de reconversión y profesionalización que implicó unos gastos terribles, quedando al borde del abismo”, dice.

Lo más preocupante, según él, es que precisamente en este momento es cuando toda la maquinaria se iba a poner en marcha. Una maquinaria, formada no solo por artistas si no también por personal de ámbitos diversos, que solo puede operar desde abril hasta octubre.

Reactivación
“Ahora, justo coincidiendo con la reactivación de la actividad, nos encontramos con el estado de alarma y la consiguiente paralización de entrada de nuevos ingresos”, añade este empresario de Abegondo, al tiempo que recuerda que muchas agrupaciones carecen de retribuciones económicas desde el otoño pasado.

Los mensajes que transmite el Gobierno de Pedro Sánchez, además, no invitan al optimismo y “Guti” sabe que los espectáculos, al menos al aire libre, serán los últimos que se lleven a cabo.

“Esperemos que se puedan celebrar lo antes posible, porque cada verbena que se cancela causa un daño irreparable”, apunta al tiempo que asegura que todo el sector se ve capacitado para organizar de nuevo festejos una vez que se determine cuales son las normas de seguridad que deberán ser cumplidas.

Además, apostilla que dadas las características del sector muchos trabajadores, especialmente los artistas, no podrán beneficiarse de ayudas estatales.

“Cada verbena que no se celebre será un daño irreparable para todo el sector del espectáculo”