El alcalde solicita la ayuda de los vecinos para erradicar los vertederos ilegales

|

El Ayuntamiento de Cambre está llevando a cabo una campaña de vigilancia, especialmente en las zonas rurales, para erradicar los vertederos ilegales.

El alcalde, Manuel Rivas, asegura que una brigada del departamento de Obras ya ha eliminado algunos de los basureros localizados en el término municipal, pero reconoce que todavía queda “mucho trabajo por hacer”.

Incluso, según fuentes municipales, en algunos lugares en los que se habían retirado este tipo de residuos han vuelto a aparecer debido a una práctica irresponsable de algunos ciudadanos que atenta contra el entorno y el medio ambiente y que está específicamente penada tanto en la ordenanza que regula la limpieza viaria y el ornato público como en la que regula la protección y la defensa del medio ambiente.

“Se han detectado puntos de vertederos incontrolados en zonas rurales como A Rocha, As Gamelas, polígono industrial de Espíritu Santo, Altamira o incluso en la calle Muiños, en O Temple”, señala el primer edil.

Desde el ejecutivo local se pide la colaboración ciudadana para erradicar este tipo de prácticas nocivas para el medio ambiente y, en este sentido, el alcalde ve muy necesaria la denuncia de estos vertidos con el fin de disuadir a las personas que contaminan los montes y que, según él, en la mayoría de los casos salen indemnes “a pesar del daño que causan a los bosques del municipio”.

 

Neumáticos > “Hoy mismo (por ayer) la brigada de obras municipal ha retirado un vertedero en la zona de As Gamelas, donde se localizaron decenas de neumáticos, electrodomésticos y hasta incluso colchones, que no solo son una fuente de contaminación importante sino que suponen un riesgo de cara al verano como posibles focos de incendios”, indica el regidor cambrés.

El Ayuntamiento, asimismo, advierte de que este tipo de prácticas serán objeto de fuertes sanciones económicas y apela a la colaboración de todos los vecinos para que alerten de las mismas a los agentes de la Policía Local o de la Guardia Civil.

El ejecutivo recuerda que las multas pueden alcanzar hasta los tres mil euros, ya que la normativa municipal integra este tipo de prácticas nocivas para el medio ambiente en el capítulo dedicado a actuaciones “muy graves”.

El alcalde solicita la ayuda de los vecinos para erradicar los vertederos ilegales