El área sanitaria supera los 1.000 casos y registra el tercer deceso del mes

10-p
|

El área sanitaria de A Coruña y Cee sobrepasó ayer el millar de casos activos de coronavirus, al tiempo que las autoridades sanitarias confirmaron el tercer deceso relacionado con el virus en la comarca en lo que va de mes.

En concreto, el número de casos activos en el área es de 1.045, lo que supone 85 más de los que se registraban el pasado miércoles. En total, en la jornada de ayer se comunicaron 106 nuevos positivos, pero también una veintena más de altas, lo que hace que el balance global se quede en los 1.045 citados.

El caso de la persona fallecida, según la información proporcionada por el Servizo Galego de Saúde (Sergas), se trata de un varón, de 90 años, que estaba ingresado en el Complejo Hospitalario Universitario de A Coruña (Chuac) y que presentaba patologías previas. Por lo tanto, con este tercer deceso del mes, ya son 171 las personas que perdieron la vida, diagnosticadas con Covid-19, desde el pasado mes de marzo en el área.

Además, en la jornada de ayer también se volvió a certificar un aumento en el número de pacientes hospitalizados tras dos días a la baja. Ya son 52 los ingresados, de los cuales 48 están en el Chuac, cuatro de ellos en la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI), otros dos pacientes están en el Quirón, otro en el Modelo y otro en el San Rafael.

Residencias

En el caso de las residencias para personas mayores, la situación sigue estable en lo referente a A Coruña y su comarca, ya que siguen siendo trece los casos activos.

En concreto los trece en el centro Orpea Coruña, en Culleredo, donde están contagiados once de sus usuarios y dos de los trabajadores. Hasta ayer era el centro de este tipo con más positivos de la comunidad, hasta que se detectó el brote de la residencia de O Incio (Lugo), con más de 60 casos.

Precaución

El pasado miércoles, el presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, señalaba cuales eran los barrios de A Coruña en los que hay una mayor incidencia del Covid-19, como es el caso de Os Mallos, O Ventorrillo, Agra do Orzán y Sagrada Familia.

A este respecto se refirió ayer la alcaldesa de la ciudad, Inés Rey, pidiendo que no se estigmatice a ningún colectivo ni barriada en los que se registre más positivos, ya que apuntaba a que las cifras eran mayores por la alta densidad de población de estas zonas.

“Isto non quere dicir que a incidencia do virus se acentúe aquí. O coronavirus non distingue”, apuntaba la regidora herculina. Por este motivo, añadía que las restricciones serán las mismas para toda la ciudad. “Debemos manter as distancias de seguridade e evitarmos as reunións de máis de dez persoas, así como usarmos a máscara”.

Indicó también que el control policial será el mismo que hasta ahora, con un refuerzo en las zonas donde se reúne un mayor número de gente en la calle o en los lugares donde existen más terrazas de locales.

Sobre la estigmatización de los barrios también se pronunció el alcalde de Culleredo, José Ramón Rioboo, asegurando que “esto puede provocar una cierta relajación en otras zonas cuando el mensaje debe ser unánime”.

Reunión y evaluación

En la última reunión de los regidores de la comarca con el Gobierno autonómico, celebrada ayer, Rioboo le pidió a la Xunta que “solucione a nivel jurídico” los problemas derivados de la imposición de sanciones por no usar la mascarilla.

Tal y como anunció el presidente autonómico el pasado miércoles, hoy se volverá a reunir el comité clínico de la Xunta de Galicia para decidir si es necesario establecer alguna medida restrictiva más en alguno de los municipios de la comarca ante el aumento de casos o, por el contrario, si continúan como hasta este momento. l

El área sanitaria supera los 1.000 casos y registra el tercer deceso del mes