Paréntesis en el derribo de As Eiras por las alegaciones de un vecino

La corporación de Arteixo celebró ayer un pleno ordinario
|

Las demoliciones de las casas en ruinas de As Eiras viven estos días un paréntesis por las alegaciones de un vecino al Valedor do Pobo, algo que no impedirá al Ayuntamiento llevar a cabo su proyecto urbanístico en la zona, según confirmó ayer el concejal de Obras, José Ramón Amado.
El edil apunta que el ocupante de una de las casas asegura que es propietario de la vivienda y que “no se puede tirar”, pero “no dispone de documentación válida que acredite lo que dice”. “Revisamos el catastro y nos informamos en el registro de la propiedad pero no hay nada que demuestre que la casa es suya y el dueño ya ha cobrado la expropiación”, indica Amado.
Notificación
El Ayuntamiento arteixán ha recibido notificación del Valedor do Pobo y la contestará, pero confía en poder proseguir con los derribos –ya se han demolido diez casas y restan dos– en un par de semanas.
“Hemos paralizado los trabajos por prudencia para poder resolver esto de la mejor manera, pero daremos cuenta al juzgado para que otorgue la orden de derribo”, concluye el concejal. l

Paréntesis en el derribo de As Eiras por las alegaciones de un vecino