El Gobierno local negociará con la oposición un nuevo plan de rescate

La alcaldesa, Inés Rey (centro), acompañada de los concejales de su formación | quintana
|

El portavoz del Gobierno local, José Manuel Lage Tuñas, anunció en el pleno municipal de ayer  la intención de negociar este mismo mes con las demás fuerzas de la corporación un nuevo Plan de Reactivación Económica y Social (Presco), tal y como se hizo con el ya vigente, que fue aprobado por unanimidad. 

Lage explicó que la prioridad de cara al próximo año seguirá siendo la lucha contra la pandemia, por lo que las ayudas económicas a los sectores más afectados estarán presentes en el presupuesto. Para ello, el concejal de Hacienda añadió, en respuesta a las alusiones de la oposición sobre este asunto, que el Ayuntamiento podrá contar con más de 300 millones de euros para el 2021, con los presupuestos prorrogados y “la incorporación de créditos vivos de años anteriores”. 

Ante las críticas de la oposición para que se agilice la tramitación de las ayudas del actual Presco, Lage expuso que la Xunta está anunciando ahora ayudas que A Coruña aprobó en junio y que “aunque nosotros no vamos tan rápido como nos gustaría, entre predicar y tomar decisiones hay una diferencia sustancial”, aseguró. 

Los espectáculos
El titular de Hacienda informó, además, de la importante merma de ingresos que sufre el Instituto Coruña Espectáculos debido a la reducción de aforos en los espectáculos y la venta de entradas. Así, los recursos que no se ejecuten este año se trasladarán al plan de ayudas a estos sectores fuertemente agitados por la pandemia. Para llevarlo a cabo será necesario un modificativo de crédito urgente. “Entendemos que hay que hacer una modificación de crédito con urgencia”, señaló Tuñas. 

Otro de los aspectos más relevantes del pleno celebrado ayer tuvo que ver con el litoral de la ría. La Corporación municipal aprobó la suspensión de trámites urbanísticos en el frente marítimo de As Xubias, concretamente entre el puente de A Pasaxe y la playa de Oza. El objetivo de esa medida, tal y como señaló el edil de Urbanismo, Juan Díaz Villoslada, es proteger esa zona y poner en marcha una modificación del Plan General de Ordenación Municipal (PGOM). La iniciativa fue apoyada por el BNG, que destacó la necesidad de proteger este ámbito de la ciudad. 

Por su parte, el PP optó por abstenerse. Martín Fernández Prado reclamó al Gobierno local que explique los cambios que quiere hacer en esta ordenación del litoral. Villoslada, rechazó basándose en criterios técnicos y jurídicos, que las actuaciones sean equiparables al proyecto de urbanización de As Percebeiras, que rechazan vecinos de Labañou y otras entidades. “Trataremos de mejorar el ámbito de As Percebeiras, pero no es extrapolable”, dijo.

El Gobierno local negociará con la oposición un nuevo plan de rescate