El Barça llega a Old Trafford en alerta después de tres avisos

Messi y Luis Suárez están llamados a asumir el peso ofensivo del Barcelona en su visita al ‘Teatro de los sueños’ | efe/niggel rodis
|

Fuera de los cuartos de final de la Champions las tres últimas temporadas y en Old Trafford, un campo donde nunca ha ganado, el Barcelona de Ernesto Valverde viaja sobre aviso a Manchester para medirse hoy al United, un grande venido a menos, pero que dio una de las sorpresas en octavos al eliminar contra pronóstico al París Saint Germain.


Los azulgrana tienen marcada esta competición desde que su jugador insignia, Leo Messi, que ahora también es su capitán, no tuvo problemas en señalar el objetivo en el tradicional discurso antes del torneo Joan Gamper.


Después de caer consecutivamente ante el Atlético en 2016 (2-1 y 0-2), la Juventus en 2017 (0-3 y 0-0) y la Roma el pasado (4-1 y 0-3), Messi se refirió a la Champions como “esa copa tan linda” y deseada que los jugadores del Barça quieren que vuelva al Camp Nou.


Hasta ahora ha ido todo como la seda, primeros en la liguilla con un grupo complicado, sin problemas en los octavos, donde los resultados fueron seguramente mejor que el juego, pero ahora llegará otra eliminatoria que se jugará a la ruleta rusa.


Y el Barça no se fía. No confía en que el mundo del fútbol le dé como máximo favorito ante un equipo en reconstrucción desde que el ciclón Mourinho lo dejó tambaleando.
El primero en recordar que el Barça nunca ha ganado en el ‘Teatro de los Sueños’ fue Valverde, en una respuesta a una cuestión que no venía a cuento y es que los azulgrana, en los cuatro partidos disputados como visitante en el campo del United, no han ganado nunca.


Empataron dos y perdieron dos; y perdieron en partidos de eliminatoria y quedaron fuera de combate. La primera vez fue en la vuelta de cuartos de final de la Recopa de la temporada 1983-84, la segunda en la vuelta de semifinales de la Champions de la 2007-08.


En aquella ocasión, un tanto de Scholes acabó con el Barça, en una eliminatoria que se resolvió por aquel gol y en la que supuso el principio del fin de la etapa de Frank Rijkaard como técnico azulgrana.


En Old Trafford, el equipo azulgrana no solo tendrá que hacer frente a un equipo de fútbol sino también a una atmósfera y un sentimiento de resiliencia; el que inunda Manchester desde el milagro en el Parque de los Príncipes.

La remontada, un imposible antes de aquella noche parisina, imprime un carácter de luchador al United que no tenía desde la época de Alex Ferguson. Llegó Ole Gunnar Solskjaer y la cara de los ‘Diablos Rojos’ ha cambiado.

El Barça llega a Old Trafford en alerta después de tres avisos