Varias personas llevan fregonas al pleno de Santiago para limpiarlo

un momento de la protesta en la plaza do obradoiro efe
|

Unos santiagueses hartos de las informaciones sobre la supuesta corrupción que invade a su consistorio se fueron ayer a la puerta del mismo, fregona en mano, para intentar limpiarla. 

Currás destacó lo que considera normalidad en el funcionamiento del ayuntamiento, ante las críticas de la oposición, que consideró que existe una “fractura” en el equipo de Gobierno y una situación “insostenible”.

Durante el pleno, además, este grupo de personas, convocadas por el BNG, participaron en un acto público simbólico en la plaza del Obradoiro, con escobas y calderos de agua para simbolizar la necesidad de “limpiar el desgobierno” del PPdeG en la ciudad.

Al terminar el pleno, los nacionalistas explicaron en nota de prensa que decidieron no acudir al segundo pleno como muestra de repulsa a la “situación de desgobierno” y también como medida de repulsa a la negativa del alcalde popular a dimitir y por no solucionar el problema de las deudas contraídas con la empresa de limpieza y las conserjerías de los centros educativos.

 

Varias personas llevan fregonas al pleno de Santiago para limpiarlo