Arteixo-Calvelo centrará su mandato en diseñar un plan urbanístico para “os veciños”

|

El Ideal Gallego-2011-06-12-021-800df27b

  maica rodríguez > arteixo

  Más de medio millar de personas se congregaron ayer en el centro cívico para asistir a la investidura del nuevo alcalde de Arteixo, el popular Carlos Calvelo.
Los trescientos asientos del auditorio fueron escasos y el público optó por quedarse de pie y en el hall, en donde una pantalla les permitió seguir el acto en directo.
En las primeras filas, los concejales electos charlaban de manera distendida momentos antes de que comenzase el acto.
Una vez que la secretaria ocupó su lugar, los ediles desfilaron por el escenario para jurar o prometer sus nuevos cargos. Poco a poco y tras los guiños y besos a sus familiares más cercanos fueron ocupando sus sillas para continuar con el protocolo del acto.

Mesa de edad > Los primeros fueron Manuel López Torres y María José Riveiro, como los miembros de mayor y menor edad que tenían que presidir la mesa de edad necesaria para constituir la nueva corporación.
Mientras, cinco personas decidieron esperar fuera del centro cívico para llevar a Arteixo el sentir del conocido como movimiento del 15-M. Unos folios en los que se podía leer “Democracia Real Xa” servían de reclamo para algún que otro curioso. En silencio y sin crear ningún tipo de escándalo, quisieron plasmar de este modo lo que pensaban.
Otra vez dentro, y una vez constituida la nueva corporación, llegó el momento de las votaciones. PSOE, BNG, TeGa y PP presentaron a sus cabezas de lista como opciones de alcaldía.
Como era de esperar, los conservadores hicieron valer su mayoría absoluta y Calvelo fue investido como regidor local.
En su intervención todo fueron buenas palabras y reiterar los compromisos de su partida para los próximos cuatro años, sin olvidarse del eje principal de su campaña: el Plan General de Ordenación Municipal (PGOM) sobre el que recalcó, por si había alguna duda, que sería un texto que respondería “aos intereses veciñais”.

Superávit económico > Es este un trabajo para el que dispondrá de los más de 18 millones de euros líquidos que tienen en estos momentos las cuentas arteixanas, tal y como explicó el interventor municipal.
El nuevo mandatario quiso dar las gracias a todos sus “antecesores, independentemente das cores políticas”. Recordó que llega al sillón de la alcaldía con “ilusión” y sin olvidar la responsabilidad que le confiere haber sido la lista más votada. En este punto, también manifestó que sabe “cando entramos e cando debemos saír” y añadió “sen obsesión polo cargo”.
Calvelo deseó que a partir de estos momentos se cree un pacto entre todas las fuerzas políticas que tienen representación en el hemiciclo local para luchar contra el desempleo.
Apuntó que desea que “non haxa en ningunha casa desemprego”. Y dentro de esta unión deseada, el regidor arteixán afirmó que estudiará las propuestas de campaña del resto de partidos, así como las ideas de las asociaciones. Un análisis que persigue como objetivo alejarse de la política de “asfalto e farolas” para crear un “Arteixo para vivir”.


 

Arteixo-Calvelo centrará su mandato en diseñar un plan urbanístico para “os veciños”