Montero rechaza negociar “otros asuntos” con los presupuestos

GRAF1908. SEVILLA (ESPAÑA), 22/10/2018.- La ministra de Hacienda, María Jesús Montero, durante la conferencia y desayuno-coloquio organizado por el Diario de Sevilla, en plena negociación de los Presupuestos Generales del Estad
|


Montero también señaló que el Gobierno central trasladó al Ejecutivo catalán “que cuando hablamos de cuentas públicas no vamos a hablar de otras cuestiones”, durante su intervención en un foro organizado por el grupo periodístico Joly en Sevilla,.

La imagen del país
Montero se desmarcó también  de las negociaciones de Iglesias: “Este Gobierno no envía a nadie a negociar una tarea propia” La ministra insistió en que el Ejecutivo central no es responsable de lo que haga Iglesias porque “cada líder de cada formación política es responsable de lo que hace, igual que no somos responsables de que el presidente del PP, Pablo Casado, fuera a Bruselas a intentar manchar la imagen de este país”.

De este modo, garantizó que el encargo de negociar los PGE lo desarrollará el Ministerio de Hacienda porque “este Gobierno no delegada ni envía a nadie a negociar una tarea que le es propia”. “Este gobierno negociará para que estos PGE puedan abrirse paso, de hecho ya tenemos citas programadas para que eso pueda ser una realidad”, aclaró la ministra de Hacienda.

Asimismo, y en cuanto a la negociación de la cuentas con las fuerzas independentistas, insistió en que el Ejecutivo socialista trasladó “meridianamente claro a todas las formaciones del Govern que cuando hablemos de las cuentas públicas vamos a hablar del interés general, de ningún elemento más”, por eso avisó de que “si alguien quiere poner otras cuestiones sobre la mesa, se las va a llevar de vuelta”. “Vamos a hablar de cuestiones públicas, es la separación obligatoria que deben tener los poderes del Estado”, remachó.

Ninguna aportación
En otro momento, Montero criticó que el president de la Generalitat, Quim Torra, “no hace ninguna aportación para mejorar la convivencia de los catalanes”, mientras defendió que la propuesta de Sánchez para abordar la cuestión catalana es “inteligente” para hablar de las aspiraciones de autogobierno “a partir de la Constitución y del Estatuto de Autonomía y, por tanto, en consonancia con el resto de legislativos”.

En relación a las cuentas estatales, la ministra de Hacienda dijo no entender las reacciones del PP y de Cs pues “parece que se olvidan de que el anterior Ejecutivo había fiado la reducción del déficit a la marcha de la economía, nunca redujo el déficit estructural, nunca cumplió con los objetivos de estabilidad y amplió en treinta puntos la deuda pública”.

Rechazar lecciones
“No están en condiciones de darnos lecciones de ningún tipo”, dijo a los populares, mientras que a Cs ha reprochado que apoyara los presupuestos de Rajoy y no haga lo mismo con los de Sánchez pues con los del PP “se producía una desviación del déficit que se había pactado con la UE”.

En opinión de Montero, “no hay base” para tachar la propuesta de PGE del PSOE “de irresponsable o que la política de este Gobierno suponga un riesgo para la economía”, toda vez que “son garantía para que el crecimiento actual no se estanque, para recuperar la confianza de la gente en la política y recuperar la legitimación de las instituciones de nuestro estado democrático”.

Montero recordó que las cuentas que elaboró su departamento persiguen hacer frente a lo que denominó como la “triple crisis”, por la económica, social e institucional que azotó este país en los últimos años, y que favoreció la proliferación “de totalitarismos y populismos”. A su juicio, el auge de estas fuerzas es consecuencia de la aplicación de “recetas erróneas que solo consiguieron acentuar y prolongar la crisis”, en un escenario en el que la socialdemocracia “no dio una respuesta alternativa satisfactoria”.

Montero rechaza negociar “otros asuntos” con los presupuestos