El Gobierno logra sacar adelante los Presupuestos con el apoyo del PNV

El portavoz del PNV en el Congreso, Aitor Esteban, conversa con el ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro | efe
|

El Congreso aprobó ayer el proyecto de Ley de Presupuestos Generales del Estado de 2018 con los votos del PNV, que se sumaron a los del PP, Ciudadanos, UPN, Foro Asturias, Coalición Canaria y Nueva Canarias, con lo que las cuentas continúan su tramitación en el Senado, donde el PP tiene mayoría.

El Pleno del Congreso dio vía libre al proyecto presupuestario con la aprobación del dictámen del preámbulo, la última votación, ya que los Presupuestos se votan sección por sección sin que haya una votación general.
Así, se cierran tres días de debate de todas las secciones en las que intervinieron los diferentes ministros y en las que el PNV se alineó con el PP y permitió que con 176 diputados ninguna sección fuera rechazada.

Tras la aprobación, el ministro de Hacienda y Función Pública, Cristóbal Montoro, se acercó a estrechar la mano al presidente del Ejecutivo, Mariano Rajoy y a abrazar a varios miembros del Ejecutivo. Los Presupuestos contemplan un techo de gasto de 119.834 millones de euros, un 1,3% superior al de 2017, y una previsión de ingresos tributarios de 210.015 millones, un 6% más. Las cuentas incluyen la subida del 1,6% de las pensiones para este año y el que viene, el alza del Salario Mínimo y de los sueldos de los funcionarios, así como deducciones en el IRPF para rentas bajas. También la equiparación de los sueldos de los Policías y Guardias Civiles e inversiones territoriales, mientras que Canarias, Baleares, Ceuta y Melilla lograron la subvención del 75% de los viajes aéreos y marítimos regulares con la Península. Tras días de polémica, se ha introducido también en las cuentas públicas los 200 millones de euros comprometidos en el Pacto de Estado contra la Violencia de Género a través de una enmienda apoyada por unanimidad.

El apoyo del PNV estuvo en el aire hasta el último minuto, cuando finalmente su Ejecutiva decidió votar a favor por responsabilidad y evitar un “abismo” que conllevaría una inestabilidad política y un empeoramiento en la situación de Cataluña que –en su opinión– hubiera provocado el reforzamiento del artículo 155.

El portavoz del PNV en el Congreso, Aitor Esteban, admitió que su formación no tiene “garantías” de que el Gobierno vaya a poner fin a la aplicación del artículo 155 de la Constitución en Cataluña pero que, por los “inputs” que le llegan desde esta comunidad, está convencido de que ese levantamiento es “inminente”.

El Gobierno logra sacar adelante los Presupuestos con el apoyo del PNV