Los residentes de la Ciudad Vieja toman posiciones en los aparcamientos reservados

Algunos residentes ya aparcaron sus vehículos en los espacios reservados estos días | javier alborés
|

La pugna por hacerse con las plazas reservadas para residentes en la zona de la Maestranza comenzó antes de que se ponga en marcha la segunda fase de la peatonalización de la Ciudad Vieja, que empezará mañana.
Algunos de los residentes en el casco histórico quieren hacerse con los puestos de aparcamiento más cercanos a la zona de tráfico restringido por lo que ya comenzaron a tomar posición desde ayer para que mañana su vehículo ya esté estacionado una vez que entren en vigor las restricciones y así tenerlo bien ubicado hasta el día en que quieran utilizarlo.
En la zona de la calle de la Maestranza y campo de A Estrada el Ayuntamiento habilitará 155 plazas de aparcamiento reservadas a residentes, comerciantes y trabajadores de entes públicos ubicados en la Ciudad Vieja. Tanto residentes como comerciantes solicitaban contar con más puestos para sus intereses en esta zona, pero finalmente la decisión municipal se zanjó así.
Esta lucha por las plazas de aparcamiento más cercanas a la Ciudad Vieja se produce porque muchos de los que contarán con el pertinente permiso para estacionar en las zonas reservadas quieren evitar tener que verse abocado a dejar su vehículo en el aparcamiento próximo al Instituto Oceanográfico. Este emplazamiento fue criticado por los afectados desde el primer momento ya que consideran que se encuentra muy alejado del casco histórico, por lo que no da un buen servicio. En esta zona habrá 93 plazas que serán exclusivamente para los residentes.
La segunda fase de peatonalización de la Ciudad Vieja entrará en vigor mañana y solo 800 vehículos contarán con permiso para circular por las calles del casco histórico y realizar paradas de hasta 15 minutos. l

Los residentes de la Ciudad Vieja toman posiciones en los aparcamientos reservados