El Puerto admite que la afinidad con Negreira agilizará la obra de O Parrote

|

El Ideal Gallego-2011-05-26-005-27a5d5bfc.r. > a coruña
  Que la relación entre Javier Losada, alcalde, y Enrique Losada, presidente del Puerto, no era cordial es algo público. Sus desencuentros personales llegaron a afectar al trabajo institucional entre ambos organismos, pero ahora, con el cambio de gobierno en el Ayuntamiento, podría recuperarse la cordialidad. De ser así, todo parece indicar que la coincidencia de color político en María Pita y en la Autoridad Portuaria –su presidente es designado por la Xunta– podría desbloquear el proyecto de O Parrote.
No se trata solo de una suposición ajena a ambos organismos sino que el propio Enrique Losada lo confirma al declarar que “no tiene ninguna duda de que la relación mejorará”. De hecho, según informan desde la institución, el presidente “está seguro de que el nuevo gobierno municipal y el nuevo alcalde se implicará realmente”. Se habla incluso de lograr una “colaboración real”, que no existía hasta ahora. Y es que desde la llegada de Losada al frente del Puerto, ambas administraciones se criticaron por la falta de interés en solucionar este asunto. El Ayuntamiento aseguraba que era responsabilidad del Puerto, mientras que el presidente la Autoridad Portuaria cree que atañe a ambas entidades. “No afecta solo al Puerto sino a una zona urbana”, resaltan desde la entidad.
Por su parte, el alcalde electo, Carlos Negreira, aunque se niega a hacer declaraciones sobre cuestiones de la ciudad hasta su investidura, siempre declaró que O Parrote sería una prioridad para él. Así, es de esperar que como regidor se reúna con su compañero Enrique Losada, al igual que hizo  al frente de la oposición. La amistad llega al punto de que el presidente estuvo la noche electoral acompañando a Negreira.

Diferencias > Esta buena relación se mantiene a pesar de que sus ideas sobre la solución de O Parrote no han coincidido. La Autoridad Portuaria fue el organismo que en un primer momento propuso instalar 3.000 metros cuadrados de usos comerciales –los que le permite el plan especial de ordenación del muelle– en la dársena y que se ha visto obligada a reducir a 863 por las indicaciones de Patrimonio. El grupo municipal popular, en cambio, siempre rechazó lo que ellos consideraban un “Palexco dos” y por el que criticaron al alcalde. Es al último diseño presentado por el Puerto durante la campaña, al que Negreira ha dado un primer visto bueno.
De hecho, el portavoz popular siempre instó al Ayuntamiento para que cediese otros terrenos municipales en la ciudad a la Autoridad Portuaria y así compensar a la empresa concesionaria, Copasa. Ahora habrá que esperar para ver cómo actuará el PP al frente de María Pita.
Además, de la puesta en marcha del párking también dependía hasta ahora la peatonalización de la Ciudad Vieja, algo que podría cambiar ya que el PP, durante su campaña se comprometió a prohibir la circulación por el casco histórico para favorecer el comercio.

Consejo administración >Tanto las decisiones relacionadas con O Parrote como con cualquier otra cuestión de la Autoridad Portuaria son tomadas en el consejo de administración, que cuenta con dos representantes del gobierno local, Henrique Tello y José Nogueira. Carlos Negreira cambiará a los portavoces municipales por ediles populares que todavía se desconocen y que podrían inclinar la balanza de la entidad. Ahora cinco consejeros son designados por la Xunta y solo tres por el Estado, además del Capitán Marítimo, que es vocal nato. Los otros tres portavoces representan a los sindicatos, la Cámara de Comercio y a los empresarios.
Para realizar este cambio debe ser el Ayuntamiento el que transmita su decisión a la Consellería do Mar, la que se encargará de hacer oficial la modificación al incluirla en el Diario Oficial de Galicia. Una vez publicada, se hace efectiva inmediatamente y a la siguiente sesión del Puerto acudirán los nuevos responsables.

El Puerto admite que la afinidad con Negreira agilizará la obra de O Parrote