Los delitos de acoso sexual a menores en internet se triplicaron desde el 2013

La Policía Nacional y la Guardia Civil disponen de unidades de lucha contra el delito telemático | archivo ec
|

El número de infracciones penales por acoso sexual a menores por internet, el “grooming”, se triplicó en los últimos años y pasó de los 77 detectados por las fuerzas de seguridad en 2013 a los 232 casos del año pasado, una cifra que podría superarse en el presente ejercicio, pues hasta agosto ya están contabilizados 164.
Así se desprende de los datos facilitados por el Gobierno de España en una respuesta parlamentaria por escrito al diputado socialista Antonio Hurtado, quien se interesó por los delitos por internet que tuvieron lugar desde 2012 hasta ahora y su tipología, según el informe presentado, al que tuvo acceso la Agencia EFE.
En la respuesta, se constata que el delito más importante en términos cuantitativos es el de amenazas, con 9.671 infracciones penales el año pasado y 6.666 hasta agosto de 2017, si bien la cifra se mantiene más o menos en las mismos números desde 2012.

La coacciones por internet registraron una evolución ascendente, de tal manera que de las 630 contabilizadas en el primer ejercicio analizado se ha pasado a las 1.798 a finales del año pasado y a las 982 en los ocho primeros meses de este 2017. Y otro delito que registró una curva ascendente muy notable es la extorsión a través de medios telemáticos, con 401 en lo que va de año frente a los 35 delitos en todo 2012.
Hurtado, en declaraciones a Efe, hizo un llamamiento a la colaboración ciudadana para abordar “el cada día más frecuente delito telemático”, pues, según su criterio, es un delito que afecta de forma muy preocupante a menores de edad que “están en las redes sociales sin ningún tipo de prevención ni de conocimiento suficiente, por lo que son especialmente vulnerables”, apostilló el mismo Antonio Hurtado.
El diputado socialista por Córdoba recordó que tanto la Guardia Civil como la Policía Nacional disponen de unidades de lucha contra el delito telemático, por lo que “aquellas personas que se sientan violentadas, atenazadas o estafadas deben ponerlo en conocimiento de los cuerpos de seguridad para que se investigue y se persiga a los infractores”, en cualquier punto de España.
Insistió en la necesidad de que, con carácter urgente, se tomen medidas de protección a los usuarios de redes “garantizando la libertad de expresión y posibilitando la huella de mensajes que pudiesen vulnerar el derecho al honor, la dignidad o la libertad”.

Los delitos de acoso sexual a menores en internet se triplicaron desde el 2013