Un histórico del terrorismo gallego que militó en tres bandas distintas cayó en la operación

30/10/2015 Registros en Vigo en operación Resistencia Galega. Numerosos agentes de la Guardia Civil armados y cubiertos con pasamontañas están desarrollando desde primeras horas de este viernes varios registros en Vigo en el marco de
|

Primero se integró en la Loita Armada Galega (LAR), luego fundó el Exército Guerrilheiro do Povo Galego Ceive y ahora, con 71 años de edad, formaba parte del entorno de Resistencia Galega. Al menos desde 1980, Antón Arias Curto lleva más de la mitad de su vida impulsando movimientos armados en Galicia, lo que le ha supuesto acumular varias detenciones y condenas que suman veinte años de cárcel. Este histórico del terrorismo gallego volvió a ser arrestado este viernes por la Guardia Civil en el marco de otra operación antiterrorista.
Según informan a Europa Press fuentes de la lucha antiterrorista, este veterano, mecánico de profesión, prestaba su último servicio en las filas de Causa Galiza, un partido independentista al que la Guardia Civil acusa de organizar homenajes a terroristas como el que celebraron en recuerdo de dos miembros del Exército fallecidos en 1990.
Murieron cuando colocaban un artefacto explosivo en una discoteca de Santiago de Compostela en la que también falleció una tercera persona ajena a la banda y hubo casi medio centenar de heridos.
Los expertos de las fuerzas de seguridad comparan Causa Galiza con la desaparecida Ekin, encargada durante décadas en el País Vasco y Navarra del cumplimiento de la ortodoxia de ETA en todas las plataformas que formaban el entorno proetarra.
Arias Curto, nacido en Monforte de Lemos en 1944, fue detenido el viernes junto a otras ocho personas acusado, de nuevo, de integración en banda terrorista, en este caso por Resistencia Galega. Pero el perfil de este veterano es muy diferente de los arrestados en la mayoría de operaciones contra este grupo criminal, habitualmente jóvenes y con escasa experiencia.
El “mecánico” del terrorismo gallego empezó su andadura cuando apenas era un treintañero. Su primer arresto data de septiembre de 1980 como miembro de la Loita Armada Revolucionaria (LAR), una de las pioneras del movimiento armado gallego, que inició sus atentados terroristas en 1978.

Un histórico del terrorismo gallego que militó en tres bandas distintas cayó en la operación